Bizcocho de manzana sin horno

Hay personas que no tienen horno o por diversos motivos no lo usan. Esta receta está pensada especialmente para ellas. Les facilito dos formas de prepararla.

Ingredientes para cuatro raciones:

  • Dos manzanas
  • Tres huevos M
  • Un yogur
  • 80 g. Harina
  • 40 g. Azúcar
  • 1/2 sobre de levadura (8g)
  • 25g. Almendras (opcional)
  • 4 cucharadas de aceite de oliva virgen extra
  • Ralladura de un limón

Elaboración:

Tomamos los huevos y separamos las claras de las yemas, batimos las claras a punto de nieve, añadimos la mitad del azúcar y reservamos.

Batimos también las yemas, añadimos el resto del azúcar y seguimos montando, hasta que queden de este color.

Ahora tendríamos estas dos preparaciones.

Añadimos a la preparación de las yemas el yogur. Y mezclamos con movimientos envolventes.

A continuación, añadimos el aceite y volvemos a mezclar.

Pomenos en un colador o tamizador la harina y la levadura, lo tamizamos encima de la preparación.

Una vez tamizado, lo seguimos mezclando con movimientos envolventes. Hasta integrarlo por completo.

Añadimos la ralladura de limón.

Luego añadimos la mitad de las claras que teníamos reservadas y mezclamos con movimientos envolventes.

Una vez integrada, ponemos la otra mitad y volvemos a mezclar. Este proceso se realiza así para que quede más esponjoso.

En una sartén ponemos un poco de aceite a fuego medio.

Añadimos la masa. Dejamos a fuego bajo. Mientras, pelamos las manzanas y las cortamos en gajos. Si quieres que no se oxiden añádeles el zumo del limón.

Una vez transcurrido unos diez minutos aprox. Veremos que la masa va aumentando de volumen, añadimos los gajos de manzana.

Recomiendo que pongas una tapa para que se cocine mejor.

Añade unas láminas de almendras. Opcional.

Pasado unos 20-25 minutos comprueba la cocción. Introduce un palito para ver si ha cuajado.

Si ha cuajado, dale la vuelta como una tortilla. Antes espolvorea una pizca de azúcar si quieres que se dore más.

Deja que se dore un par de minutos y apaga el fuego. Deja enfriar. Y ya estaría lista para servir y disfrutar.

¡Qué aproveche!

OTRA OPCIÓN:

Probé un poco de la masa para cocinarla en el microondas y obtuve un buen resultado también. Únicamente que no se doró la masa, pero quedo quedó muy esponjosa, a continuación os dejo la foto comparativa.

Esta valoración corresponde a una cuarta parte del total de los ingredientes, es algo a tener en cuenta según las circunstancias y el momento de cada uno, para tomar una ración más grande o más pequeña.

RECETAS RELACIONADAS

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio está protegido por reCAPTCHA y se aplican la política de privacidad y los términos de servicio de Google.